Transformando la formación

La pandemia actual ha acelerado los desafíos económicos, sociales, ambientales, educativos y tecnológicos a los que se enfrenta la humanidad. La crisis sanitaria en sí misma no va a transformar el mundo, aunque ha precipitado cambios en pocos meses que eran incuestionables antes de su inicio y que habrían tardado años en producirse, impulsando aún más la digitalización y la automatización. Este contexto está apresurando también la transición hacia un nuevo modelo educativo para la cuarta revolución industrial con diferentes velocidades, cuya evolución va a depender, principalmente, del estímulo de los diferentes actores públicos y privados involucrados en el proceso educativo, de la posibilidad de acceso de los estudiantes a dispositivos digitales y de la facultad de los formadores para adaptarse al nuevo marco con el fin de proporcionar una educación de calidad para la nueva realidad económica y social, que demanda otras habilidades que actualmente ni forman parte de la mayoría de los sistemas educativos ni se encuentran fácilmente entre los trabajadores.

Seguir leyendo

Lee más: elpais.com


Comparte con sus amigos!