Rosas en tu honor: Jaime Urrutia & María Yfeu

Acaban de conocerse en persona y no paran de hacerse preguntas. Ella quiere saber cualquier cosa que él le pueda enseñar sobre el mundo de la música mientras él tiene mucha curiosidad por sus gustos musicales y entender cómo una chica tan joven y experimentada en el jazz vocal ha querido versionar una de sus canciones, tan alejada de ese estilo, pero también en el tiempo. Cuatro rosas, el tema compuesto por Jaime Urrutia (Madrid, 62 años) para Gabinete Caligari, fue publicado en 1984, cuando María Yfeu (Sevilla, 22 años) no había nacido. De hecho, ella llegó al mundo cuando Gabinete Caligari, uno de los grupos más emblemáticos de la movida, ya se habían separado.

“La música de la movida siempre ha estado sonando en mi casa por mi padre”, explica la cantante. “Me encantaban Derribos Arias y Gabinete Caligari. Tampoco es que pensara que quería versionarlos sin más, pero una vez que escuché Cuatro rosas no paré de pensar en ella. Tiene algo especial. Es una letra sencilla y tiene muchísimo trasfondo”. Vestido con abrigo largo y gorra, Urrutia cuenta que se trata de una “canción de amor”. “La última frase es la que rompe todo: ‘Y olvida otras cosas que te di’. Siempre en Gabinete hacíamos todo para que no fuera algo bonito”. Ella asiente con la cabeza y dice: “La veo como el diálogo de dos personas. Es muy profunda y triste, pero triste en plan íntima y bonita”. Urrutia sonríe: “Me gusta eso de triste. Lou Reed era triste”.

Un amigo le envió a Urrutia el vídeo con la versión de Cuatro rosas hecha por esta joven cantante sevillana que vive en Madrid. “Me alegró la vida”, confiesa el compositor. “Era una versión elegante y preciosa”. Yfeu es uno de los mejores talentos de la Escuela de Música Creativa de Madrid, donde estudia jazz. Empezó de niña cantando en el coro de la iglesia de su colegio en Sevilla, Las Esclavas, pero fue al escuchar a Amy Winehouse cuando descubrió la música que le apasionaría: el jazz. Incorporó Cuatro rosas a su repertorio cuando se subía a cantar en las noches de micro abierto del Búho Real. Ya entonces la interpretaba como la ha grabado ahora, es decir, en un modo jazzístico con toques de bossa nova. “Jamás hay que calcar”, dice el excantante de Gabinete. “Yo nunca he sido capaz de versionar a nadie. Soy malo. A mí me pidieron hacer una versión de Mediterráneo, de Serrat, en los noventa y pasé porque no quería hacer el ridículo. Para eso hay que valer, y María vale”.

Versionada en clave de reggae por Germán Coppini y rockera por Pereza y Andrés Calamaro, Cuatro rosas fue compuesta a finales de los setenta por Urrutia cuando vivía en casa de sus padres. “Escuchaba mucho el primer disco de la Velvet. El del plátano. Y Cuatro rosas era algo que me recordaba a la forma de cantar de Nico”. El músico era amigo del poeta Eduardo Haro Ibars, que tenía un poema dedicado a Janis Joplin titulado Four Roses. “Me gustaba el poema y, además, por aquella época probé los chupitos de ese whisky y encontré la inspiración”, dice con media sonrisa. La composición, como el disco homónimo, fue un éxito. “Creo que abrimos una vía en España. Yo no estaba interesado en Perales ni en Camilo Sesto. Con todo el respeto. En esa época a nadie le atraía el rock, pero fuimos auténticos y conseguimos un público real y grande”. Una vía que ha llegado hasta hoy, con María Yfeu cantando Cuatro rosas como si fuera nueva. “Ya quisiera yo que la música moderna de hoy fuera el jazz y la bossa nova”, suspira Urrutia.

Lee más: elpais.com


Comparte con sus amigos!