Reforma eléctrica

La considerable escalada del precio de la electricidad en España está provocando lógico malestar entre los consumidores y un intenso debate acerca de las soluciones. El Gobierno ha impulsado recientemente varias medidas que van en la dirección correcta, pero resultan insuficientes para paliar la actual subida, que tiene en el incremento del coste del gas y de los derechos de emisiones del CO2 dos factores clave. En busca de soluciones, las miradas se concentran precisamente en el mercado europeo de los derechos de emisiones, y en el mayorista que fija el precio en España. Es sobre todo en el segundo, en el que hay un margen de maniobra nacional dentro del marco común europeo, donde hay que espolear un debate para hallar mejoras.

Seguir leyendo

Lee más: elpais.com


Comparte con sus amigos!