Las redes de apoyo que no pueden darse el lujo de parar | Sociedad

Banco Sabadell ha destinado más de un millón de pesos para combatir los efectos del COVID-19. La estrategia del banco para otorgar estas ayudas se centró en programas de donación y en acciones para la reactivación económica, desde las facilidades brindadas a las empresas y corporativos (quienes son unos de los motores de la economía) hasta el apoyo a hospitales y agricultores, así como a personas de grupos vulnerables entre los que se encuentran pacientes con cáncer y adultos de la tercera edad.

El apoyo a grupos que viven en situaciones adversas no debe parar, especialmente en momentos como el que vivimos.

La pandemia por Covid-19 ha llevado a las organizaciones de la sociedad civil a una situación vulnerable debido a que sus costos de operación se han elevado y los donativos se han reducido.

Ejemplo de ello es Fundación Quiera, que atiende a niños y jóvenes en situación vulnerable y es auspiciada por la Asociación de Bancos de México (ABM), la cual tuvo que lanzar la campaña “No podemos parar”, iniciativa que hace un llamado a la sociedad mexicana con el fin de procurar recursos para que 17 organizaciones de su red puedan plantar cara a la crisis.

Banco Sabadell fue parte de quienes acudieron al llamado y su apoyo consistió en ayudar a contrarrestar necesidades como: salarios para empleados, equipos, infraestructura y alimentos. “Nos sumamos a #NoPodemosParar donde, con el apoyo de más bancos, buscamos aportar y cubrir las necesidades de la temporada para estas organizaciones”, anunció la institución bancaria.

Fundación Quiera ha estado en el radar de compromiso social de Banco Sabadell desde hace más de tres años, tiempo en el que también el banco la ha apoyado mediante el voluntariado de personas que integran la institución.

Unidos contra todo

“Estar donde estés no es sólo un lema para nosotros. Es nuestra razón de ser y por ello hemos destinado esfuerzos desde diferentes frentes para dar nuestro apoyo a la sociedad mexicana, tenemos claro que la unidad y la solidaridad son clave en estos momentos”, comenta Vanesa Robles, CMO de Banco Sabadell.

En ese sentido, las familias de escasos recursos que viven y conviven con el cáncer requieren atención especial. Por ello, Banco Sabadell unió esfuerzos con la asociación civil Antes de Partir para brindar ayuda con servicios de atención médica, cuidados paliativos y asistencia psicológica y económica. Trabajando en equipo se logró apoyar a 270 familias con pacientes en fase terminal de cáncer.

Las necesidades médicas durante las etapas más críticas de la contingencia se dispararon en todos los sentidos y el primer frente de batalla contra la pandemia, fueron las instituciones de salud.

Entendiendo que las carencias iban en aumento, Banco Sabadell se unió a la Fundación del Centro Médico ABC para apoyar a la Unidad COVID-19 que reconvirtieron en Campus Observatorio con equipo de protección, camas, respiradores y equipo de diagnóstico, entre otros recursos. 

Rumbo a la reactivación económica

Otro de los sectores más vulnerables ante la pandemia son los trabajadores que obtienen sus ingresos a través de la venta de productos o la prestación de servicios directos, como transportistas y agricultores, quienes enfrentan enormes dificultades para llevar el sustento diario a casa cuando sus clientes, nosotros, nos encontramos resguardados en la nuestra. 

Ante la disyuntiva de cómo ayudarlos, Banco Sabadell se sumó junto a sus colaboradores a CanastaXMéxico, una iniciativa que busca reactivar la economía de agricultores, transportistas y productores a través de la venta de canastas de fruta y verdura orgánica, buscando aportar a la meta de 180,000 despensas a la semana, y con ello ayudar a 16,840 familias. 

En estos días de incertidumbre y reactivación, todos debemos apoyar en nuestro entorno más próximo.Porque #NoPodemosParar, caminemos juntos.

Lee más: elpais.com


Comparte con sus amigos!