Las penúltimas encuestas: a punto de prohibirse y sin cambios desde el viernes | España

¡Buenos días! Hoy os escribo con novedades sobre las elecciones en Madrid y sus encuestas.

Lo primero: hemos publicado una encuesta de Metroscopia con entrevistas hasta este mismo lunes. Según ese sondeo, ahora mismo los escaños se repartirían más o menos así: PP 59, PSOE 28, Más Madrid 25, Vox 13 y Unidas Podemos 11.

En mi análisis de los datos destaco tres claves principales: (1) la derecha sigue con ventaja, (2) Más Madrid continua subiendo en campaña y (3) todavía son posibles las sorpresas.

  • La encuesta de Metroscopia coloca a la suma de PP y Vox en el 51% de votos y deja a la izquierda alrededor del 45%. Esos tres puntos de diferencia dan la mayoría a la derecha, que rondaría los 72 escaños (tres más de los necesarios para la mayoría absoluta). Es un pronóstico que coincide con la mayoría de sondeos.
  • La izquierda enfrenta, además, un problema añadido: votar entre semana. El 85% de los partidarios de PP y Vox dicen que votar un martes no les dificultará “nada” hacerlo, pero esa cifra baja al 73% con PSOE, al 69% con Podemos y al 64% con Más Madrid.

¿Cambió mucho el voto de viernes a lunes? En la encuesta de Metroscopia se incluyen 1.000 entrevistas del martes, 1.000 del jueves y otras 1.000 de este lunes, lo que nos permite ver si hubo grandes movimientos: de momento no parece. La tabla muestra la intención directa de voto por partido y se puede ver que la suma de izquierdas y derechas apenas se movió.

  • Es importante tener en cuenta que hablamos de 1.000 entrevistas, así que los resultados se moverán uno o dos puntos solo por azar. No podemos leer estos datos con decimales.
  • Y segundo: son datos de intención directa. Para producir estimaciones de voto a partir de esos datos se hacen ajustes de muestra y participación. En la intención directa, la izquierda y la derecha están más igualadas, pero PP y Vox crecen en la estimación por dos motivos. Primero porque sus partidarios están más seguros de ir a votar, y segundo, porque entre los entrevistados había menos gente declarada de derechas, porcentaje que se eleva al ponderar por recuerdo de voto.

Estos datos son valiosos como una primera señal. Pero son solo mil entrevistas de un sondeo y tendremos una imagen más precisa de las tendencias el miércoles, cuando se publiquen los últimos sondeos.

2. ? ¿Qué va a pasar?

La encuesta cambio poco los posibles resultados que publiqué el domingo. Para asegurarme, he actualizado nuestra predicción probabilística con los sondeos del martes y así os puedo enviar datos nuevos.

El gráfico muestra la probabilidad de cada mayoría:

Lo básico: La suma de PP y Vox tiene mayoría el 73% de las veces (tres de cuatro), pero hay espacio para empates, para la entrada de Ciudadanos y para una victoria por sorpresa de la izquierda, que ocurre con una probabilidad del 14%, es decir, una de cada siete veces. Es más o menos la probabilidad de fallar un tiro libre en baloncesto.

Además he calculado algunos escenarios más, tomando ideas que me sugeristeis en Twitter. Los tenéis en esta tabla:

Nota: ¿Esto como se calcula? Con la metodología que ya conocéis y que he usado en una docenas de elecciones desde 2015: (1) tomamos todos los sondeos; (2) añadimos la incertidumbre esperable dada la precisión histórica de los sondeos (2 puntos de error medio por partido); y (3) simulamos 15.000 elecciones.

3. ? La absurda prohibición de encuestas

Los últimos sondeos que pueden publicarse llegarán entre hoy y mañana, porque en España es ilegal difundirlos los cinco días previos a una votación. Con todos esos sondeos publicaré un promedio final esta semana y después seguiré escribiendo de las elecciones, pero ya no podré compartir ningún sondeo con los lectores.

Es buen día para recordar lo absurdo de esta restricción.

Creo que nunca tuvo sentido y ahora menos: en lugar de tener muchas encuestas bien comunicadas, la última semana tenemos un puñado de sondeos que se difunden a escondidas por chats y redes. El escenario perfecto para desinformar. Sé que hay gente que cree que este apagón ayuda a la reflexión. Pero, la verdad, yo lo veo al revés: es más fácil pensar sobre tu voto y (sus consecuencias) si tienes la máxima información.

También me preocupa que la restricción es desigual. Lo que está prohibido es difundir las encuestas, pero estas pueden seguir haciéndose y las tienen todos los que puedan pagarlas, desde partidos a gobiernos y empresas. Pero, como no pueden difundirse, los únicos que no las pueden ver son los ciudadanos.

No sé bien porque se mantiene esta ley. Pero es una anomalía que aleja a España de la mayoría de sus vecinos. Según datos del proyecto ACE, los únicos países europeos con restricciones de más días que España son Grecia, Chipre y Portugal. En Francia se pueden publicar sondeos hasta los últimos dos o tres días; en Portugal o Noruega hasta el penúltimo; y luego hay países como Reino Unido, Suecia, Alemania o Dinamarca, donde al parecer no hay límites.

4. Más lecturas al azar

Normalmente solo comparto enlaces de cosas que he leído y me han gustado. Pero esta semana he tenido que cambiar el criterio: son cosas que me hubiese gustado leer y no he tenido tiempo.

— Elecciones legislativas en México. Jorge Galindo y Francesco Manetto han escrito sobre los sondeos para esos comicios. Dos veces.

— Marbella, sede global del crimen organizado. Criptomonedas y Kalashnikovs. Drogas, lujo y ajustes de cuentas. Un centenar de grupos criminales conviven en la Costa del Sol entre una violencia cada vez más salvaje. Todos coinciden: “Aquí es donde hay que estar”. Una historia de Nacho Carretero y Arturo Lezcano.

— Nuevas newsletters de EL PAÍS. Hemos lanzado dos boletines que os pueden interesar. Los compañeros de Madrid tienen uno diario sobre… Madrid. Y también relanzan newsletter en Tecnología, que escribirá Jordi Pérez Colomé y que seguro que os gustará a muchos que recibís esta.

¿Nos ayudas? Reenvía esta newsletter a tus contactos o diles que se apunten aquí. Puedes escribirme con pistas o comentarios a mi correo: kllaneras@elpais.es ?.

Lee más: elpais.com


Comparte con sus amigos!