La santa cólera mexicana

Muchos ciudadanos de este país viven enfrascados en un enojo perpetuo, tal y como si hirvieran. Se sienten agraviados todo el día, al asomarse a las redes o escuchar las noticias, al leer los periódicos o, simplemente, al conversar sobre la actualidad. Y gruñen y se amargan por cada cosa que sucede y transitan por sus respectivas jornadas como unas cafeteras, arrojando vapor. Me atrevo a decir, de hecho, que se trata de una mayoría amplia de los mexicanos quienes se encuentran en esta situación. Y que el suyo se trata de enfado múltiple, que no cuenta con una explicación unívoca, pero que, en todos los casos, parece estar creciendo. Es decir, que no se ha remediado ni tiene visos de desvanecerse, sino que, por el contrario, amenaza con estallar de un modo u otro.

Seguir leyendo

Lee más: elpais.com


Comparte con sus amigos!