La salvaje entrada que avergüenza al fútbol colombiano

En el fútbol, como en la casi totalidad de los deportes, la dureza está al orden del día. Pero lo vivido en el fútbol colombiano rompe con muchos de los límites de la dureza.

En el choque que enfrentaba al Deportivo Cali contra el Atlético Huila se vio la imagen más estremecedora en lo que va de campeonato liguero.

Andrés Amaya se disponía a conducir un contraataque para darle la victoria al Huila cuando a la altura del centro del campo recibió una salvaje entrada de Julián Zea, que apenas llevaba unos minutos en el terreno de juego.

Amaya quedó tendido sobre el césped mientras que sus compañeros le recriminaban a Zea su fea acción. Una maniobra que el árbitro del partido no dudó en castigar con roja directa.

Lee más: abc.es


Comparte con sus amigos!