La mejor funda para la silla de oficina en Amazon es elástica, se vende en dos tamaños y cuatro colores | Escaparate

Una de las máximas que nos ha enseñado el pasar tantas horas en casa en tiempos de pandemia es lo importante que resulta conservar las herramientas del teletrabajo en perfecto estado. Proteger el ordenador de posibles vertidos a la hora de tomar el café, limpiar el teclado de suciedad acumulada o mantener el polvo del escritorio a raya se han convertido en un acto cotidiano para muchos de nosotros. Sin embargo, hay otro mobiliario que solemos descuidar más, como es la silla de oficina o escritorio. Uno de los métodos más eficaces, simples y baratos para preservarla lo encontramos en las fundas elásticas para sillas de oficina. La que os proponemos en EL PAÍS Escaparate se puede adquirir en Amazon por menos de 15 euros.

Este producto supera las 1.000 valoraciones y reúne una nota media elevada: 4,4 sobre 5 estrellas. Dentro del ránking de Sillas de escritorio y oficina es el accesorio que más se vende en la plataforma para este tipo de mobiliario en la actualidad. Se puede adquirir en tallas M y L, en packs de dos y también en varios colores, en concreto: azul, negro, gris y borgoña.

“La funda cumple todas mis expectativas. La silla parece otra. Y así puede durar unos añitos más. Queda genial y es muy fácil de poner”, afirma una usuaria que ya la ha probado. Además de su buen ajuste y lo adaptable que es a numerosos modelos de silla, diversos usuarios hacen hincapié en que consigue renovar el aspecto general de la estancia donde nos encontremos: “Al colocarla, rápidamente cambió el aspecto de la habitación”. ¿Quieres saber más de esta funda para silla de ordenador? Estas son todas sus ventajas:

Apta para cualquier silla de oficina y de tipo ejecutivo

Esta funda para sillas de despacho está fabricada en una tela elástica de tacto suave. Resistente a las arrugas, no requiere ningún tipo de planchado y tanto su cubierta exterior como las cremalleras que incorpora son de buena calidad. Válida también para sillas con respaldo alto. “La tela es muy buena para el precio que tiene y aunque aún la tengo desde hace poco, se ve que no se ensucia fácilmente”, dice un usuario.

Además, al ser tan ligera nos permitirá utilizarla durante todo el año, incluyendo épocas veraniegas, que es cuando más se dilatan ciertos materiales y más sufren por el contacto con nuestra piel y el sudor que generamos. “La uso encima de una silla de sky que da mucho calor, sobre todo en verano”, indica un cliente. Otro usuario lo ve como algo muy conveniente gracias a que permite una “mayor transpiración”. “No se queda pegado a la piel”, explica.

Se coloca en cuatro sencillos pasos

Otra de las ventajas de hacernos con una funda para silla de oficina de este tipo es evitar hacerle una visita al tapicero. Una tarea que podemos hacer manualmente, pero que habitualmente la delegamos en otros y el arreglo puede salirnos más caro y, encima, quedarnos sin usar la silla durante un par de días. “Comparado con el precio de un tapizado, o con el de una silla nueva, por poco más de diez euros tengo mi silla como nueva”, afirma un usuario.

Su colocación es muy sencilla y se completa en cuatro movimientos, que referimos a continuación: se debe ubicar en la parte más elevada del respaldo y bajarla hasta el asiento; tras esto, se abrochan las cremalleras laterales (ideal para aquellas sillas con apoyabrazos); se extiende la tela hasta las esquinas delanteras del mismo y se usan los lazos o las correas de amarre para que quede más o menos ajustada, según nos convenga.

Retirarla es igual de fácil y, si llevamos mucho tiempo usándola, solo tendremos que lavarla a máquina para volverla a tener lista. “Me había planteado tirar la silla hasta que compré la funda. Se adapta muy bien y la silla aparenta ser nueva. Compra 100% recomendable”, concluye un usuario.

Lee más: elpais.com


Comparte con sus amigos!