España examina a sus conductores con un vídeojuego de hace 32 años

En 1988, los españoles fumaban en los hospitales, las llamadas telefónicas se hacían desde cabinas y una huelga general podía interrumpir ese servicio público llamado televisión. Aquel año, las muertes en carretera estaban disparadas: pese a las costosas campañas del Gobierno, fallecieron más de 5.300 personas en accidentes de tráfico. No es casual que en apenas unos meses, ese mismo año, se hiciera obligatoria la ITV y las pruebas psicotécnicas definitivas para conducir turismos. Pero lo curioso es que cuando un conductor pretende renovar u obtener su permiso hoy pasa el mismo test psicotécnico que en 1988. Con las mismas pantallas y la sensación de volver a jugar con un Amstrad o un Spectrum.

Seguir leyendo

Lee más: elpais.com


Comparte con sus amigos!