«Empodera mucho coser un botón»

Guardar

La diputada regional de Vox Alicia Rubio afirmó este jueves en el Pleno de la Asamblea que «el feminismo es cáncer» y ha acusado a este movimiento de «representar fraudulentamente a las mujeres». «Yo pondría como asignatura obligatoria, en vez de feminismo, costura (…) empodera mucho coser un botón», ha añadido Rubio, quien ha dicho estar preocupada por el «lesboterrorismo» y el «pornofeminismo».

Rubio se ha pronunciado así en el debate de una proposición no de ley (PNL) propuesta por Unidas Podemos que incluía una batería de medidas para combatir los estereotipos sexistas en la escuela, que la Asamblea ha rechazado con los votos del PP, Ciudadanos y Vox. Unas medidas que la parlamentaria de Vox ha tachado de «tontadas» y «majaderías ideológicas».

También ha cuestionado lo que ha denominado «las cuotas por entrepierna» en instituciones y empresas, dado que en su opinión conducen a «colocar» a mujeres «que no son válidas» en ciertos cargos.

Ha censurado, a su vez, que la exposición de motivos de la PNL hiciera referencia a datos sobre violencia machista a escala mundial. «Es como si, si hay hambre en el mundo, se insta a la Comunidad de Madrid a repartir bocadillos a todos los madrileños», ha argumentado. «Ya se ve que las mujeres estamos mucho peor que en Arabia Saudí, estamos horrorosamente mal», ha ironizado.

A su parecer, la iniciativa de Unidas Podemos «determina como única causa» de los delitos machistas «la desigualdad de sexo», noción que ha refutado. «Se mata por muchos motivos, vean ustedes películas de esas de crímenes», ha indicado.

Entre las medidas propuestas por Unidas Podemos, que había transaccionado la PNL con el PSOE y Más Madrid, estaba la creación de una asignatura de educación en valores que abordara la igualdad de género y la educación afectivo-sexual.

Loading...

También instaba al Gobierno a revisar los contenidos de los libros de texto para asegurar que estén «libres de estereotipos de género» y presten atención «a la representación de mujeres relevantes» en la historia.

Y pedía, asimismo, «articular las medidas legislativas necesarias para no financiar con fondos públicos aquellos centros educativos que tengan una educación diferenciada por sexo».

La PNL también exigía al Ejecutivo regional a «garantizar la libertad de elección del alumnado de las prendas de sus uniformes» y en lo que se refiere a «las actividades extraescolares y complementarias, evitando que estas sean ‘para chicos’ y ‘para chicas’».

Por último, la iniciativa pedía implantar «patios escolares inclusivos» y ofrecer en los centros escolares un programa de formación permanente específico en igualdad de género y lucha contra la violencia de género destinado a las familias y personal educativo».

La diputada del PP Lorena Heras ha asegurado que tales medidas priman «el adoctrinamiento, la polémica y la confrontación», y se inmiscuyen en «lo que es competencia de los centros y los consejos escolares».

Para la diputada de Ciudadanos Eva Bailén, Unidas Podemos ha presentado «una receta vieja» y ha defendido que «la igualdad real se aprende con hechos y con educación transversal» y no con una asignatura que sería «una pérdida de tiempo total». «Luego se sorprenden de que les piten en las manifestaciones», ha espetado a Bailén la diputada de Unidas Podemos Beatriz Gimeno, que luego se ha negado a retirar esta afirmación, como le ha pedido la portavoz adjunta de Ciudadanos, Ana García, quien ha acusado al partido morado de hacer un «llamamiento al odio».

Lee más: abc.es


Comparte con sus amigos!