El Real Club Náutico de Palma festeja con una espectacular gala los éxitos deportivos de 2018

El Real Club Náutico de Palma celebró esta noche su Fiesta del Deporte, un evento en el que los mejores regatistas y piragüistas del club decano de la náutica mallorquina fueron homenajeados por sus logros en la pasada temporada. El acto, en el que se entregaron 28 diplomas por las 48 medallas en pruebas nacionales e internacionales obtenidas en 2018, fue conducido por la periodista Cristina Roig y congregó a más de 400 socios y deportistas del RCNP.

En la sección de piragüismo destacaron los diplomas librados a Alicia Heredia, actual tripulante del K4 español preolímpico, y Carlos Borrás, campeón del mundo universitario. Los protagonistas la sección de vela ligera fueron Joan Cardona, subcampeón del mundo juvenil de la clase olímpica Finn; Jordi Lladó, campeón de España de Laser Radial Sub 19, y María Bover, bronce en el campeonato del mundo femenino absoluto y campeona de España y de la Copa Nacional de la clase 420.

También fueron reconocidos los méritos de las tripulaciones de crucero de los veleros Elena Nova, subcampeón mundial de Swan 45, y Marigan, el barco más antiguo de la flota del RCNP (fue botado en 1898), que este año ha ganado el campeonato nacional de clásicos y ha sido el mejor de su categoría en el circuito Mare Nostrum de embarcaciones de época.

Javier Sanz, presidente del RCNP, agradeció en su discurso la labor de los armadores, regatistas y piragüistas del Real Club Náutico de Palma: “Hemos cerrado 2018 con una excelente cosecha de medallas, pero lo que de verdad me emociona es ver cómo cada año mejoramos nuestro proyecto común, cómo el Real Club Náutico de Palma aumenta su prestigio gracias al sacrificio personal de todos sus deportistas, al compromiso de los entrenadores -que tantas veces va más allá de sus obligaciones laborales- y a la colaboración y comprensión de los socios”.

También tuvo palabras de gratitud para los padres de los deportistas, de quienes dijo que “son una pieza fundamental en el engranaje del RCNP”.

Loading...

“El desafío de futuro de este club –añadió– es conservar el espíritu que nos ha convertido en una referencia, y en que quienes hoy son jóvenes sigan vinculados a la entidad cuando sean padres y tengan que decidir qué actividad deportiva es la mejor para el crecimiento de sus hijos”.

El presidente del RCNP recordó la figura de Jaume Binimelis, armador del Petrouchka III, fallecido el pasado mes de octubre en el transcurso de una regata entre Andratx y Palma. “Jaime decía que los niños que aprenden a navegar son diferentes porque el mar les ayuda a crecer mentalmente, y tenía razón, sabía de qué hablaba”. Momentos antes de que Sanz pronunciara estas palabras, la pantalla gigante instalada en la sala donde se celebró la gala había emitido un emotivo reportaje sobre la figura de Binimelis y el papel de los padres en la educación deportiva.

La viuda de Binimelis, Mercedes Codina, recibió una placa con la inscripción: “El Real Club Náutico de Palma a Jaime Binimelis, caballero de la mar, en recuerdo de su ejemplo como navegante y como persona”. La entrega de esta reconocimiento, de manos de Javier Sanz, supuso el momento más emotivo de la gala.

Lee más: abc.es


Comparte con sus amigos!

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *