El Estado recupera para el Patrimonio español una histórica cómoda por un precio récord

El Estado español ha adquirido una cómoda real española en una subasta celebrada el pasado martes 29 de octubre, la llamada «Exceptional Sale», en la sala Christie’s de Nueva York. El lote se convirtió en la pieza de mobiliario español más cara jamás vendida. La subasta de la cómoda, en la que participaron cuatro pujadores (uno en la sala y tres al teléfono), se adjudicó por 447.000 dólares, habiendo partido de una estimación de 100.000-150.000 dólares. Se trata de una de las cuatro cómodas suministradas por Matteo Gasparini para el Rey Carlos III en los Gabinetes de Maderas Finas de Indias, que figuran en el Inventario de Carlos III para el Palacio Real de Madrid en 1776. Dos se hallan en el Palacio de la Zarzuela, una en el Palacio del Pardo y la cuarta es la que ha comprado el Estado español y que será depositada en Patrimonio Nacional. Aún no se sabe su destino concreto. Posiblemente salió de los Gabinetes de Maderas Finas de Indias en 1789 por la Reina María Luisa de Parma, esposa de Carlos IV, o cuando los Gabinetes fueron desmantelados a principios del siglo XIX durante el reinado de Fernando VII.

Lee más: abc.es


Comparte con sus amigos!