El ABC de las tecnologías financieras | Economía

Pero vayamos por el principio. En los últimos años han aparecido un sinfín de empresas tecnológicas con propuestas de valor disruptivas dentro del entorno de los servicios bancarios, las llamadas Fintech. Mientras tanto, los bancos también han invertido una gran cantidad de recursos por llevar sus productos al mundo digital y optimizarlos.

De la unión de estas dos vertientes surge un nuevo modelo de atención denominado Banca como Servicio (BaaS, por sus siglas en inglés).

El nacimiento de una nueva y mejor banca

De manera muy coloquial podemos decir que los productos BaaS son los bebés de los bancos y las Fintech. ¿Pero qué son en la práctica estos servicios y qué tienen que ver con el consumidor?

“La gran propuesta de valor del sector se basa en gran medida en su capacidad para decir ‘sí’ donde las finanzas tradicionales dirían ‘no’”, sintetiza Fernando Boza.

Para quienes es mejor “Dinero en la mano, que un cien volando”, la banca digital podría resultar un terreno lleno de dudas, entre ellas: ¿Quién regula los servicios BaaS que ofrecen los bancos? ¿Quién se hace responsable si hay algún problema con mi dinero o con mis datos?

Ante esa incertidumbre, es importante aclarar que la banca electrónica así como todas sus innovaciones digitales son tan vigiladas como las instituciones financieras tradicionales. Estas son validadas con el mismo nivel de rigor e incluso su reglamentación va más allá. 

¿Adiós a los bancos de ladrillo?

No a corto o mediano plazo, pero la contingencia que hoy vivimos nos ha demostrado que no tenemos que ir a la oficina para cumplir con nuestras labores diarias, o que no debemos ir a una tienda para comprar.

“Lo mismo pasa con el sector bancario, la tecnología ha puesto en la palma de nuestras manos herramientas que cumplen con nuestras necesidades financieras sin la necesidad de tener que acudir a una sucursal”, finaliza Fernando Boza.

Lee más: elpais.com


Comparte con sus amigos!