Doble castigo para las √°rbitras

Pilar Landeira nunca hizo de su trabajo, árbitra de baloncesto, una reivindicación feminista. Bastaba con plantarse en la pista y hacer lo que había aprendido a hacer: decidir las jugadas conflictivas. Que fuera la primera mujer en llegar a pitar un partido de la ACB fue una consecuencia, no un fin en sí mismo. Sin embargo, para muchas otras mujeres fue una fuente de inspiración y un espejo en el que volcar las expectativas de futuro.

Muchas han seguido su camino, tanto en baloncesto, como en f√ļtbol, o en cualquier deporte. Sin embargo, son muy conscientes de que todav√≠a deber√°n soportar cientos de mensajes en su contra. Por su condici√≥n de √°rbitro, y por su condici√≥n de mujer. Un doble insulto que parte, en la mayor√≠a de los casos, desde la grada, pero tambi√©n, en ocasiones, desde los cuerpos t√©cnicos o incluso de las directivas. ¬ęNunca hab√≠a tenido a dos mujeres de tres √°rbitros, creo que con una basta. Hubo momentos en que perdieron un poco los papeles, independientemente de que fueran hombres o mujeres, pero no hab√≠a visto un partido de LEB con dos √°rbitros mujeres¬Ľ, sentenci√≥ Guillem Boscana, presidente del club Iberojet Palma. Un caso aislado en el mundo del baloncesto, pero uno muy ¬ęnormalizado¬Ľ en el f√ļtbol, donde se suceden los incidentes cada fin de semana, en cualquier categor√≠a.

El 1 de noviembre, se disput√≥ el partido masculino San Crist√≥bal-Llagostero dirigido √≠ntegramente por mujeres. A las descalificaciones propias de su condici√≥n de √°rbitras se unieron un sinf√≠n de menosprecios machistas que empa√Īaron un paso hacia la normalidad del deporte. Con el culmen de ¬ę¬Ņqui√©n se la cepilla del equipo? ¬ŅLo hac√©is todos?¬Ľ.

¬ęEl insulto es m√°s f√°cil¬Ľ

¬ęRecibes tantos insultos, y est√° tan normalizado que al final lo omito. Ha llegado a no afectarme, aunque s√≠ que hay d√≠as m√°s bajos en los que lo pasas peor¬Ľ, habla Sarai Dios, √°rbitra de f√ļtbol del colegio vizca√≠no. Afirma con rotundidad que la animadversi√≥n y las cr√≠ticas se multiplican por dos cuando se trata de mujeres y que lo vive cuando comparte arbitraje con colegas masculinos. ¬ęNo es que no respeten mis decisiones. Una falta es una falta, pero el insulto es incluso m√°s f√°cil, te llaman de todo lo que llamar√≠an a cualquiera y a√Īaden lo de ir a fregar, lo de la cocina, no sirves para esto… La diferencia es clara. En un partido a mi compa√Īero le dijeron que se dedicara a ser actor, que le ir√≠a mejor, y a m√≠ me indicaron que me ir√≠a mejor siendo actriz… porno¬Ľ, apuntilla. No se salva ni en las categor√≠as inferiores, en las que deber√≠a imperar el respeto y la educaci√≥n al ser deporte formativo, ni en su labor como entrenadora. ¬ęMe toc√≥ un √°rbitro que me amonest√≥, simplemente, por ser mujer. No me quitaba el ojo de encima y esperaba que saltara. Me dijo que no sonriese, le molestaba mi sonrisa porque yo no deber√≠a estar en ese puesto¬Ľ.

Habla por ella y por muchas compa√Īeras, de toda la geograf√≠a nacional, que sienten en su piel este tipo de comentarios. ¬ęAunque los entrenadores suelen cuidarse de insultar para no ser expulsados, s√≠ que cuando los tienes que echar del campo por algo llegan a amenazarte. Te afecta porque no te puedes defender, representas al colegio arbitral y tienes que guardar las formas¬Ľ. Ni siquiera en la grada, viendo a sus compa√Īeros √°rbitros, puede estar tranquila. ¬ęIntent√© defender a un colega y se me encararon diciendo que si cobr√°bamos por arbitrar estaba en nuestro sueldo que nos pudieran insultar¬Ľ.

El colegio vizcaíno trató de eliminar estos comportamientos con una tarjeta negra. A la segunda vez que se saca, el partido se suspende. Pero Sarai Dios no considera que se pueda atajar el problema ni a corto ni a medio plazo.

No obstante, hay deportes que se salvan de estos problemas. Alhambra Nievas ha sido durante mucho tiempo considerada la mejor √°rbitra (mujer u hombre) del mundo del rugby. Respetada en el campo y fuera de √©l. En el Mundial de Balonmano de Francia 2017, las hermanas Bonaventura arbitraron por primera vez un partido masculino del m√°s alto nivel. No escucharon ning√ļn grito machista desde la grada ni un solo desprecio por parte de los jugadores.

¬ęNo he vivido ninguna experiencia desagradable por ser mujer √°rbitro. Al principio se sorprend√≠an un poco, e incluso los de seguridad no nos dejaron pasar porque no nos creyeron cuando les dijimos que √©ramos las √°rbitras, pero son an√©cdotas sin mala intenci√≥n. El respeto que tenemos de los jugadores es m√°ximo, y eso que cuando entramos a la pista ellos son much√≠simo m√°s altos que nosotras. Pero nos hacemos igual de grandes siendo buenas √°rbitras¬Ľ, explica Lorena Garc√≠a, capacitada para arbitrar la m√°xima categor√≠a femenina y la segunda masculina de balonmano. ¬ęQuiz√° no ocurran esas cosas porque no somos un deporte medi√°tico, pero tambi√©n hay mucho trabajo nuestro, de hacer sentir al jugador que estamos pendientes de todos sus actos, de que estamos seguras de lo que vamos a pitar porque hemos aprendido muy bien. Tambi√©n ayuda la Federaci√≥n, que nos apoya y crea proyectos para que sigamos creciendo en el arbitraje¬Ľ.

¬ęEn hockey, el que pita es el que tiene nivel. No se hace distinci√≥n de edades ni de sexos¬Ľ, habla Bel√©n Gonz√°lez, m√°nager de √°rbitros de la Federaci√≥n espa√Īola. Otro deporte en el que la calidad impera sobre el nombre. ¬ęAlguna vez se oyen cosas desde la grada, pero son por jugadas, no por quien pite. Sabemos que no vendemos tanto como otros deportes, pero tambi√©n es cuesti√≥n de educaci√≥n y no de importancia. El hockey no es dado a los gritos porque todav√≠a choca m√°s cuando se escuchan¬Ľ, prosigue.

El hockey, un ejemplo

Desde 2017 se cre√≥ en hockey un comit√© para fomentar la incorporaci√≥n de la mujer al arbitraje, para seguir tambi√©n las normas europeas porque se imponen multas si un pa√≠s no tiene √°rbitras. En Espa√Īa, que puedan dirigir cualquier partido de las cuatro categor√≠as hay unas veinte mujeres, pero Gonz√°lez quiere m√°s. Y que sean las mejores. Para que sean los clubes y las territoriales quienes lo tengan dif√≠cil para elegir. ¬ęHemos llegado a tener dos √°rbitras ol√≠mpicas. Ahora est√° Gema Calder√≥n que tambi√©n es internacional. En el hockey se quiere al mejor √°rbitro, sea hombre o mujer¬Ľ.

Lee m√°s: abc.es


Comparte con sus amigos!

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *