BBVA aprueba la desconexión digital y el cierre de sus sedes corporativas desde las siete de la tarde

MADRID Guardar

BBVA ha presentado un plan de productividad y conciliación a sus empleados que contempla la desconexión digital y el cierre de sus sedes corporativas desde las siete de la tarde. En una presentación a los empleados, el director global de Talento y Cultura, Carlos Casas, ha anunciado las directrices del nuevo proyecto. «Queremos reforzar principios clave de nuestra organización: trabajar por objetivos, ser más productivos y eficientes, ofrecer mayor flexibilidad a nuestros empleados y conciliar la vida profesional con la vida personal», indicó Casas.

El plan incluye varias iniciativas, que se engloban en dos grandes ámbitos. Por un lado, se han aprobado buenas prácticas para lograr un uso eficiente del tiempo. Y, por otro, «medidas de choque, más visibles», entre las que se encuentran la desconexión digital y el cierre de las sedes corporativas del banco en España a partir de las 19.00 horas. Además, para favorecer la movilidad de los empleados y hacerla más sostenible, BBVA incrementará el número de autobuses desde la Ciudad BBVA al centro de Madrid, promoverá el uso del coche compartido y creará zonas de aparcamiento para medios de transporte ecoeficientes, como el patinete eléctrico.

A finales de septiembre, BBVA alcanzó un acuerdo con los sindicatos sobre el registro de la jornada, que va más allá e incluye el derecho a la desconexión digital. Los empleados no tendrán la obligación de estar conectados una vez finalizada su jornada laboral ni durante el periodo de vacaciones. Además, no se enviarán comunicaciones entre las 19.00 horas y las 8.00 horas del día siguiente, salvo excepciones justificadas.

El director global de Talento y Cultura enfatizó la importancia de impulsar un cambio basado en la eficiencia y la productividad, que rompa con la cultura del presentismo y permita organizar el trabajo en función a objetivos y prioridades. En esta línea, también se delimitará la duración d elas reuniones a 45 minutos, se evitará el uso de presentaciones innecesarias, se fomentará el uso de videoconferencias y se compartián con antelación los objetivos de la reunión.

Este plan de productividad y conciliación se irá implantando paulatinamente en todas los lugares geográficos en las que BBVA está presente, adaptándose a las necesidades y características de cada país.

Asimismo, para cumplir con la ley sobre registro de jornada, BBVA ha desarrollado una aplicación que estará operativa a partir del 18 de noviembre,y en la que cada empleado en España deberá inscribir a diario la jornada realizada en introducir la hora de inicio y la de finalización de la misma.

Lee más: abc.es


Comparte con sus amigos!