Así es emprender en cuarentena | Talento

Emprender siempre ha sido un gran reto. Hacerlo en medio de una emergencia sanitaria sin precedentes se convierte en un trabajo titánico. Pero no imposible. Al menos para Ismael Teijón (Madrid, 1980), que durante los días de confinamiento forjó Social WoW, una agencia de marketing digital, que pretende ayudar a los pequeños negocios a ganar visibilidad online y así reactivar sus ventas después del parón en la actividad. “Hoy en día hay dos requisitos para fundar una compañía: actitud y muchas ganas de querer hacer las cosas”, dice Teijón por teléfono desde el salón de su casa, donde nació la empresa que ha facturado 32.000 euros en su primer trimestre.

“Mientras veía cómo los negocios echaban el cierre, me di cuenta de que la situación podría llegar a niveles dramáticos”, dice el CEO de la firma. Fue así como se sumergió en una lluvia de ideas. Su objetivo: encontrar una solución que contribuyera a pasar el mal trago económico de las pequeñas empresas. “Pensé que con herramientas digitales y una buena metodología sería posible crear una compañía que ayudara a los negocios a aumentar su presencia en el mundo digital”, dice.

Entonces se puso manos a la obra. En menos de 40 días y con una inversión de 292 euros lanzó Social WoW. “Nuestro modelo no es el de las agencias de marketing tradicional, sino un modelo de franquicias de Internet”, destaca Teijón. Es decir, la firma se encarga de seleccionar a expertos en marketing digital por toda España (franquiciados) y les brinda la oportunidad de montar su “agencia local” aportando formación, herramientas tecnológicas y la ejecución de todos los servicios (logotipo, web, tienda online, redes sociales, entregas a domicilio) para que puedan ofrecerlos a las pymes de su entorno. “De este modo las pequeñas empresas tienen un servicio cercano y a un precio justo”, dice el CEO.

Otra forma de llegar a las pymes es digitalizando pueblos completos a través de acuerdos con los ayuntamientos. “Con la cuarentena hemos dado un salto digital de cinco años y las instituciones saben que las pymes deben adaptarse o acabarán cerrando”, asegura. En la comarca de El Bierzo la firma se pone a prueba. En el municipio de Fabero, de 4.800 habitantes, Social WoW ha creado una red de 120 negocios que en conjunto desarrollarán una plataforma digital donde podrán ofrecer sus productos. Al proyecto se le conoce como el “Amazon del pueblo”.

Más alcance

“Las nuevas tecnologías pueden ser una salida para impulsar la economía de la zona”, afirma Paz Martínez, la alcaldesa de este ayuntamiento de la provincia de León, que ha desembolsado 10.000 euros en el proyecto. “Estamos trabajando con 15 pueblos más y tenemos capacidad de lanzar este programa con 100 adicionales en julio”, agrega Teijón, que no se corta en sus ambiciones. Con un equipo de solo ocho personas entre expertos en marketing y soluciones tecnológicas, busca acuerdos con un centenar de firmas y administraciones públicas de todo el país. “Hemos dado un paso de gigante en un momento difícil, pero creo que somos capaces de construir el siguiente unicornio español”, agrega haciendo gala de un gran optimismo.

Lee más: elpais.com


Comparte con sus amigos!